Cultura

‘La Doña’, la serie sobre María Félix: “Habla de egoísmo, pide hacer lo que nos convenga a nosotras”

Tomado de: El Pais

“María Félix nació dos veces: sus padres la engendraron y ella, después, se inventó a sí misma”, la frase del Premio Nobel Octavio Paz define la esencia de la que probablemente sea la actriz más importante de la historia del cine mexicano. La diva, una de las figuras más importantes de la Época de Oro del séptimo arte de México, es la protagonista de la nueva bioserie de TelevisaUnivision — el gigante mediático en español que quiere irrumpir en el negocio del streaming y llegar a 100 millones de hispanohablantes —. La producción ‘María Félix. La Doña’ corrió a cargo de la célebre Carmen Armendáriz, hija del conocido actor Pedro Armendáriz, quien alternó con las míticas Dolores del Río y la propia Félix, famosa por haber sido la productora de éxitos insuperables de la televisión mexicana como Ventaneando, la revista matutina Hoy o la famosa Hora marcada, una serie de terror donde debutaron sendos directores como Guillermo del Toro y Alfonso Cuarón. Del Toro mismo ha dicho que Armendáriz es “la santa patrona de los cineastas de su generación”. Dirigida por Mafer Suárez y escrita por Larissa Andrade, Alejandro Gerber, Gabriela Rodríguez y Tania Tinajero llegará a la plataforma Vix+ el 21 de julio en México, Estados Unidos y la mayoría de los países hispanohablantes de América Latina. Las tres encargadas de darle vida a María Félix en distintas etapas de su vida son Abril Vergara, Ximena Romo y Sandra Echeverría.
“Retratar la vida de una figura emblemática de México y el mundo, una mujer adelantada a su época que rompió estereotipos, es un reto y una responsabilidad enormes”, dijo Carmen Armendáriz en conversación con EL PAÍS. “Yo llegué a conocer a María Félix; mi papá [Pedro Armendáriz] trabajó con ella y siempre se refería a María con mucho respeto y cariño. Su vida me pareció siempre muy interesante”, afirma la productora de esta nueva serie, la primera que retrata la vida de la actriz y que se realizó con un equipo mayoritariamente compuesto por mujeres. Tras su muerte — María Félix nació y murió el mismo día, un 8 de abril — la productora retomó su sueño de llevar a la pantalla la vida de la actriz. “Me puse a investigar quién tenía los derechos y cómo podíamos conseguirlos y lo logré; se firmaron hace cinco años. Primero, se escribieron 42 capítulos; luego se bajaron a 12 y ahora son ocho. Ocho capítulos que reúnen cinco décadas de vida”, explica Armendáriz a este diario. La serie está basada en testimonios de las personas más cercanas a La Doña. “Hablamos con Luis Martínez De Anda [el heredero universal de la actriz]; sabía que María Félix me conocía; que me había hablado tres meses antes de morir, porque él la comunicó conmigo. Sabía que si alguien podía contar su vida con respeto y cuidado era yo”, dijo la productora a este diario.
“Alucinante, inesperadamente tierna, despótica, lúcida, narcisista al punto de la autofagia, la poseedora de una galería de clósets con los atavíos irreprochables, la emisora de frases como guillotinas instaladas a beneficio del interlocutor”, escribió el periodista Carlos Monsivaís, el gran cronista de la vida cotidiana de México. Sandra Echeverría, la encargada de interpretar a María Félix en su etapa más madura en la bioserie, conoce estas características en carne propia. “Para mí, interpretar a María Félix, es una gran oportunidad. Somos muy privilegiadas de hacer un personaje tan icónico, que conocemos muy bien frente a cámaras, pero que no teníamos idea realmente de cómo era su vida detrás”, explica la actriz Sandra Echeverría en conversación con EL PAÍS.
“Ha sido un proceso maravilloso: mucho trabajo, mucho esfuerzo, mucho estudio. Nos dieron un disco duro con 47 películas para poder verla en todas sus facetas, en todas sus épocas. Me metí en su piel. De hecho, me tocó entrevistar a Luis de Anda, su heredero, y me contó que en su vida privada no hablaba igual frente a las cámaras; era un personaje mucho más contenido. Era una mujer que sí se rompía, que sí lloraba, que sí sufría de soledad. Tuvimos esta idea de una mujer súper fría, que no lloraba jamás, que no se rompía y pues no lo hacía frente a las cámaras, pero lo hacía detrás”, explica Echeverría. “Me inspiró mucho. Me volví una fan, al punto de realmente de obsesionarme. Yo llegaba a mi casa y hablaba con mi familia como María. Nunca había estudiado tanto un personaje”, explica la actriz. Junto a la protagonista figuran personalidades como Guillermo García Cantú, Ana Bertha Espín y Helena Rojo. A ellos se les suman nuevos talentos como Josh Gutiérrez, Markin López y David Caro Levy, quien dará vida a Enrique Álvarez Félix, hijo de María, en su etapa de juventud.
Ximena Romo, quien interpreta a La Doña justo antes de convertirse en la primera actriz, cuenta a este diario: “María nos viene a hablar del egoísmo, de hacer lo que nos convenga a nosotras. Ella creció en un momento en donde las mujeres no tenían derecho a la educación y las escuelas existían para aprender a ser amas de casa; sin embargo, ella se resistió a estar encerrada y luchó. No solamente para tener libertad e independencia, sino también por tener poder, y creo que eso es hoy en día lo que las mujeres tenemos que escuchar. María nos vuelva a recordar de dónde venimos y hacia dónde tenemos que caminar”, explica Romo, quien explica que alle le tocó interpretar a María antes de ser María Félix, en una época de México, particularmente de la Ciudad de México, muy interesante. “Era una época en donde estaba llegando mucha inversión extranjera y por eso empezó este mundo del glamour, el mundo de los cabarets; los personajes que rodeaban a María Félix eran: Agustín Lara, Diego Rivera, Salvador Novo, Renato Leduc… para mí fue un nuevo descubrimiento de México”.
“Tanta y tan intensa es su hermosura, que duele”, la definió Jean Cocteau cuando la conoció en un rodaje en 1950. “La vida de María es inagotable. No es posible hacer una biografía de María Félix. Lo que hicimos fue hacer una investigación exhaustiva, histórica, iconográfica, con todo tipo de archivos, periódicos, películas, todo… “, explica la directora de la bioserie Mafer Suárez. “Ella se construyó a sí misma en el siglo XX. Nació en Sonora, en un pueblo perdido en la nada, unos años más tarde estaba triunfando en Europa, se convirtió en un icono de México. Nosotras queríamos contar qué paso en el intermedio y fue maravilloso. Esto no fue un trabajo profesional, fue una experiencia de vida y espero que así el público lo reciba. Estoy segura que María volverá a ser la mujer tan relevante que fue”, concluye la directora.
Su padre era descendiente de los indios yaqui y su madre tenía ascendencia española. Tuvo 15 hermanos, de los cuales murieron tres. Casi recién llegada a Ciudad de México, el director de cine Fernando Palacios le preguntó a María en plena calle que si le gustaría hacer cine. Ella respondió de forma directa: “Si me da la gana, lo haré. Pero cuando yo quiera. Y será por la puerta grande”. Y, efectivamente, la puerta grande no tardó en abrirse, y en 1942 rodó El peñón de las ánimas al lado de Jorge Negrete, si bien el éxito le llegaría con Doña Bárbara, un personaje que, a partir de entonces, interpretaría delante y fuera de las cámaras: dura, altanera, dominante, desafiante.

https://elpais.com/mexico/2022-07-17/la-dona-la-serie-sobre-maria-felix-habla-de-egoismo-pide-hacer-lo-que-nos-convenga-a-nosotras.html