Nacional

Incertidumbre golpea a sector minero mexicano en “momento coyuntural”

Tomado de: Bnamericas

Representantes del sector minero mexicano llaman a una colaboración más estrecha con el gobierno para abordar el elevado riesgo y la incertidumbre, que están afectando la inversión en el país en un momento crucial para la industria.
El sector minero ha tenido un difícil pasar desde la aplastante victoria del presidente izquierdista Andrés Manuel López Obrador en 2018.
AMLO ha criticado abiertamente el historial ambiental, social y tributario de la minería. Además, su partido, Morena, introdujo una moratoria a la entrega de nuevas concesiones mineras y propició un enfoque más estricto en el otorgamiento de permisos ambientales. Por su parte, la Secretaría de Medio Ambiente, Semarnat, se comprometió a bloquear proyectos a cielo abierto.
Las relaciones entre Morena y el sector minero se han tensado aún más por la decisión de la administración de nacionalizar el litio en abril.
Más recientemente, la autoridad fiscal SAT causó molestia en la industria al publicar un informe sobre la posible evasión de impuestos en la minería que. según la cámara local Camimex, estaba basado en meros supuestos.
En este contexto desafiante, Sergio Almazán, presidente de la Asociación de Ingenieros de Minas, Metalurgistas y Geólogos de México (AIMMGM), uno de los organismos más importantes del sector local, pidió fortalecer el diálogo entre la industria y el gobierno a todo nivel.
“Estamos en un momento coyuntural para dar el gran paso que lleve a la industria minero-metalúrgica al siguiente nivel de modernidad, para que México emerja nuevamente ante el mundo como el gran país minero que ha sido o, de lo contrario, quedará rezagado perdiendo competitividad y atractivo internacional para la inversión”, declaró en un comunicado en la jornada inaugural de un evento minero internacional en la ciudad de Zacatecas.
En particular, para atraer inversiones en exploración el sector minero mexicano necesita seguridad jurídica e impuestos justos, planteó Almazán.
Con un 52,7%, las mineras mexicanas enfrentan la mayor carga tributaria en las Américas, en comparación con el 30-40% de Chile, Perú, Ontario en Canadá y Arizona en EE.UU., señaló Camimex el mes pasado en un comunicado que recoge un análisis de PricewaterhouseCoopers (PwC).
El país también necesita un código minero transparente y que apoye el desarrollo de todo el sector, en lugar de una legislación que apunte a un metal en particular, añade Almazán, posiblemente en referencia a la nacionalización del litio.
En general, la minería en México requiere políticas que apoyen el desarrollo de la industria, que está cobrando cada vez más importancia a nivel mundial como proveedor de materiales necesarios para la generación renovable, los vehículos eléctricos y otras tecnologías vitales, agregó.
Los comentarios trascienden luego de llamados de la Cámara de Comercio de Canadá en México (Cancham) para que el gobierno brinde certidumbre a la industria extractiva y despliegue una mayor colaboración entre las autoridades y las empresas para buscar soluciones a posibles conflictos sociales.
Alfredo Phillips, vicepresidente de la mesa de trabajo minera de Cancham, indicó en un evento el mes pasado que la industria debe trabajar con las autoridades y ayudar al gobierno a comprender la importancia del sector.
CAÍDA DE LA INVERSIÓN
En un contexto político complejo, la Camimex pronostica una caída de la inversión unos US$3.000 millones en 2022, frente a los US$4.250 millones del año pasado.
Sin embargo, el análisis sugiere que México ha conservado parte de su atractivo para los inversionistas mineros.
El atractivo general de inversión de México mejoró en la encuesta a empresas mineras realizada el 2021 por el Fraser Institute, estudio de referencia en la industria; sin embargo, el país se ubicó en los últimos 20 lugares entre 84 jurisdicciones a nivel mundial en lo referente a seguridad (73), estabilidad política (69) y legislación laboral (68).
Su puntuación general de atractivo para la inversión permitió una subida del puesto 42 al 34, pero en América Latina, Chile, Ecuador, Colombia y las provincias argentinas de San Juan y Salta obtuvieron mejores calificaciones.
A principios de julio, México se ubicaba en el sexto lugar en el índice de riesgo minero de América Latina de la firma de investigación Americas Market Intelligence, por detrás de Chile, Perú, Argentina, Brasil y Panamá.
“La minería en México ha gozado durante mucho tiempo tanto del respaldo de la comunidad local como de un amplio apoyo político”, consigna el informe.
“La elección exitosa del presidente AMLO interrumpió esta tradición”.
El riesgo general estaba cerca del promedio regional, pero subió sustancialmente en lo relativo a seguridad y protección.
MEJORES SEÑALES
Los representantes de empresas mineras también han pedido mayor claridad al gobierno sobre sus planes.
“A los inversionistas no les gustan los niveles altos de incertidumbre. La minería y la exploración ya son una industria con alto nivel de incertidumbre”, indicó Christine West, directora general de finanzas de Endeavour Silver, firma que opera principalmente en México, durante el evento Mexico Mining Forum 2022 Echo el mes pasado. La ejecutiva agregó que la nacionalización acelerada del litio tuvo cierto «factor de impacto».
“Una de las formas en que se puede abordar esto es que el gobierno dé mejores señales en lugar de acciones rápidas que toman a la gente por sorpresa. Así aclara parte de esa incertidumbre y permite que las personas procedan en consecuencia”.

https://www.bnamericas.com/es/reportajes/incertidumbre-golpea-a-sector-minero-mexicano-en-momento-crucial