Estatal

En menos de 30 segundos un menor puede morir ahogado

Agencia AIMX

Hermosillo, Son., 13 Jul. (Agencia Informativa de México).- Con la llegada del verano y la temporada de vacaciones, aumenta la posibilidad de que ocurran accidentes como ahogamientos, principalmente en menores de edad.

La Secretaría de Salud hizo un llamado a la población a extremar cuidados y a través del Consejo Estatal de Prevención de Accidentes (Coepra), emitió recomendaciones para prevenir accidentes de este tipo.
Aconsejó aplicar la regla 10-20, en la que quien supervise debe mirar y observar atentamente a la niña o niño cada diez segundos mientras está en una alberca y permanecer a una distancia que le permita alcanzarlo en 20 segundos.
Asimismo, destacó, el uso de flotadores o salvavidas es recomendable, aunque no sustituye la vigilancia por parte de una persona adulta en todo momento.
Explicó que las tinas y baldes pueden resultar de gran peligro aunque acumulen poca agua, pues un bebé, niño o niña pueden ahogarse.
La Secretaría de Salud precisó que nadar en presas, lagos, ríos y lugares donde no hay vigilancia puede ser peligroso y debe evitarse.
Añadió que ante cualquier accidente hay que llevar a las y los menores a recibir atención médica y, en caso de una situación grave, llamar al 9-1-1 y personal del Centro Regulador de Urgencias Médicas (CRUM) dará las indicaciones para la atención de emergencia.