Estatal

Continúa la crisis de citas en el SAT Sonora; Largas filas se acumulan durante la semana

Tomado de: Radio Formula

Con el propósito de facilitar a las y los contribuyentes el cumplir con sus obligaciones fiscales, el  Servicio de Administración Tributaria (SAT) dio una prórroga para que la nueva factura electrónica 4.0 sea obligatoria a partir del 1 de enero de 2023 y no a partir del 01 de julio de este año como se tenía precisado.
La razón por la que hoy el SAT vive una crisis es por la saturación en sus oficinas por usuarios que buscan obtener su constancia de situación fiscal ya  que diversos medios de comunicación han difundido que las y los empleados han acusado que de no entregar esta información actualizada a su patrón, podrían retenerles su pago.
En Radio Fórmula Sonora visitamos las instalaciones del SAT ubicadas en el Centro de Gobierno en Hermosillo,  para cerciorarnos de esta situación y efectivamente, encontramos una fila de al menos 300 contribuyentes esperando para realizar su trámite.

De acuerdo con el sondeo realizado, los tiempos de espera para ser atendidos en la institución es de aproximadamente una hora y a pesar de ellos, las personas entrevistadas  se mostraron satisfechas por dos razones: que el trámite para pedir la carta su situación fiscal no tiene ningún costo y segundo, consideraron que la fila avanzaba rápido, ya que permitían entrar contingentes de 20 personas.
¿Por qué es importante tramitar la Constancia?

Debido a que el SAT había impuesto el 01 de julio como fecha para que la factura electrónica 4.0 entrará en vigor, las empresas solicitaron a la brevedad a sus trabajadores la Constancia. Sin embargo, con la nueva prórroga podrán seguir utilizando la factura 3.3 lo que resta del año y los contribuyentes tendrán más tiempo para tramitar la Constancia.  El Comprobante Fiscal Digital por Internet (CFDI) o factura electrónica, en su nueva versión, requiere que los datos del contribuyente estén actualizados.

La otra versión de empresas locales
A decir de algunas empresas locales, el SAT trata de lavarse las manos al decir que no exige la constancia de situación fiscal y que de ninguna manera las empresas pueden retener el pago.
“El SAT lo que busca tener es el control absoluto de todas las personas,el SAT lo exige a la empresa (las cartas de situación fiscal) porque si necesita generar esa información pero al final lo que a ellos les importa es que se está recaudando correctamente”
De acuerdo con la fuente entrevistada, el SAT niega exigir esta documentación pero lo cierto es que si se la exige a la institución bancaria encargada de hacer las transferencias de nómina, lo que eventualmente recae en que el banco bloquea las cuentas que no cuenten con los expedientes completos.
“El banco se lo exigió a la empresa para poderlo depositar en la nómina, si no tenemos la constancia  y no está actualizada es probable que a ese colaborador no se le pueda depositar, entonces el banco va a estar bloqueando esos expedientes que no están completos. El SAT  dice que no, pero el banco lo tiene que tener porque el SAT se lo pide para poder timbrar”, detalló.
La alta demanda no es exclusivo de Sonora, en todos los estados de la República Mexicana el reporte ciudadano es similar.

https://www.radioformula.com.mx/sonora/2022/6/11/continua-la-crisis-de-citas-en-el-sat-sonora-largas-filas-se-acumulan-durante-la-semana-719579.html